Vigilantismo para tontos, por tontos: Super, por James Gunn

Blog # 274 (Y con éste restan 91 blogs para completar el bonito experimento de un blog por día. Ha sido pesada la noche con labores de administración de contenidos de fanpage, pero creo que al final he hecho un amigo).

SUPER-box-art-1.jpg
No, no son los fontaneros que vienen a salvar el día ni mucho menos.

Watchmen, así me duela admitirlo, falló inicialmente al querer demostrar que el Vigilantismo es peligroso. Y el principal motivo de ello es que al haber escrito una obra tan magistral alrededor de la existencia de los Vigilantes, esos personajes que se ponen un traje y salen a patrullar las calles y golpear maleantes, es que como gustó y fue aclamado por la crítica, su mensaje se perdió, y en lugar de prevenir los peligros del Vigilantismo, parecía que lo ensalzaba. Moore quería hacer una burla de esto, y desafortunadamente provocó que se creara una tendencia de “cómic adulto” y “realista” que plagó los noventas.

920x920
Fuera de Watchmen, el Vigilantismo es algo muy real en Estados Unidos, y va más allá de pasearse en cosplay por la noche.

Más adelante surgiría Kick-Ass, que de manera brutal te cuenta qué te puede pasar si por algún motivo te atreves a volverte un loco encapuchado, pero su película, que más bien incentivaba el hecho tiró al bote de la basura la intención original. Pero en 2010 surgiría una cinta del ahora laureado director James Gunn (por los Guardianes de la Galaxia) que parece Kick- Ass, pero todavía más brutal y de mal gusto, y que daría en el clavo al demostrar al fin que esto de salir a la calle disfrazado e impartiendo justicia no es algo muy sensato.

SuperRainnWilson
¿Que es lo que hace el “Cuatrojos” de The Office cuando sale del trabajo?

Resulta que tenemos a Rainn Wilson, como un tipo llamado Frank Darbo, y que trabaja en un café, sin muchas miras de alguna ambición o sueño, porque se cree realizado por haber hecho dos cosas que considera importantes en su vida: una, el haberle señalado a un policía a dónde iba un ladrón – patético-, y otra, el haber conocido a su esposa Sarah, interpretada por Liv Tyler, y que tiene problemas con las drogas, pero está en recuperación. La vida de Frank va bien, pero llegará el día en que la fragilidad de su conformista ilusión de una vida perfecta se rompa cuando un traficante de drogas,  interpretado por Kevin Bacon entre en el juego y le quite a su esposa.

sxsw-review-liv-tyler-rainn-wilson-super
puede que el tipo tenga una razón válida (Liv tyler), y trágica para tomar la justicia por sus manos. O eso piensa él.

 

De nuevo incompleto al ver que no hay forma en la que le pueda quitar al tipo a su esposa, Frank entrará en depresión, e influenciado por un programa cristiano protagonizado por un superhéroe moralista, The  Holy Avenger, y una extraña visión de unos tentáculos que le cortan el cráneo para echarle mostaza en el cerebro y pasarle unas salchichas – si, lo sé, es jodidamente raro, y por eso a Gunn no le dio nada tener de personaje a un mapache parlante en Guardianes- interpreta todo esto como un mensaje de Dios que le confiere un propósito. Y como buen psicópata que parece ser, Darbo se hará a la idea de que debe hacerse superhéroe, como Holy Avenger,  y el primer lugar al que irá para documentarse sobre cómo hacerse un superhéroe es una tienda de cómics, que viene siendo un compendio de conocimiento sobre el tema.

Super-screencaps-ellen-page-22624992-1280-688
Si, en una vida pasada ambos se conocieron en Juno.

Aunque parezca improbable, en la tienda de cómics trabaja una chica muy guapa llamada Libby (Ellen Page), a la que además le van los superhéroes, que ayuda al personaje de Wilson a crearse una identidad superheróica con su entusiasmo. Así se convierte en The Crimson Bolt (El Relampago Carmesí), un vigilante en un traje hecho de mala manera y que va armado con una llave inglesa,  castigando desde infracciones menores (le rompe la cabeza a un tipo que se pasa la fila) hasta incidentes que implican delitos más serios (como atacar a un pedófilo que contrata los servicios de un niño trabajador sexual). Pero sintiéndose preparado tras pasar por estas “misiones”, se llevará una sorpresa cuando los escoltas del tipo que se robó a su mujer lo reciban a tiros, dándose un duro golpe contra la realidad.

tumblr_m7clp4oj3h1r2fm7to1_1280
Un traje hortera con colores vivos = blanco para las balas

Coincidiendo con Libby luego de recurrir a ella por ayuda luego de los balazos propinados por los aliados del personaje de Bacon, ella se convertirá en Boltie, una clásica ayudante de superhéroe influenciada por personajes de este tipo como Speedy y Toro, que se hará un traje más bonito que el de su mentor – aunque sugestivo- para salir de patrulla y matar a un tipo al que ella en realidad quería darle una lección por averiar el carro de su amigo.  Sí, estos dos son tal para cual, en más de un sentido, que los une su pasión psicótica por el vigilantismo, aunque a Darbo lo obsesiona el impartir justicia y recuperar a su esposa, mientras que al personaje de Page lo que le llama la atención de ser Sideckick es vivir una fantasía, y porque no, intimar más con su mentor.

Boltie-560x280
Muchos reflexionando sobre lo confusa que resultó la cinta.

La película, que combina drama con humor negro, nos muestra a Frank como un psicópata, con el que en ocasiones parecemos simpatizar por lo noble de su causa y motivos para volverse un vigilante, pero que por el resultado de sus acciones y su aparente revelación provoca más que todo repudio, que al empuñar esa llave inglesa se cree que está encima de la ley, y no teme consecuencias, haciéndose acompañar por una chica desequilibrada que se toma todo el asunto como un juego y se desinhibe en todo aspecto, cruzando límites que Crimson Bolt no sobrepasaría.

rainn-wilson-frank-d-arbo-and-ellen-page
Dos psicópatas armados hasta los dientes y con un bidón de gasolina. ¿Qué puede salir mal?

Así y todo, Super fue un fracaso en taquilla, no logrando reunir la tercera parte de su presupuesto, de $ 2.500.000 que se invirtió en su realización, y con críticas mixta de parte de la crítica, que tuvo que lidiar con la ambigüedad del mensaje moral de la película. Recuerdo hablar de esta película con entusiasmo cuando se anunció su estreno hace ya unos 5 años, pensando que representaría todo lo que la adaptación fílmica de Kick-Ass no se atrevió a adaptar del material original, pero luego de verla un año después me llevé un sin sabor por evaluarla como una cinta de mal gusto. Ahora que entiendo mejor lo que Alan Moore con Watchmen nos intentaba advertir sobre el Vigilantismo hasta la considero una película de culto, que tengo que volver a ver, pero con una nueva perspectiva del asunto.

Guardians-of-the-Galaxy-img.1
Y a James Gunn no le fue nada mal, que para la siguiente vez hizo una película de héroes problemáticos para Marvel, y ésta gustó, y mucho.

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s