Tarde de cuentos en la Casa de los Secretos: The Sandman # 40, Convergencias, por Neil Gaiman, Jill Thompson y Vince Locke.

Blog # 204 (Y con éste restan 161 blogs para completar el bonito experimento de un blog por día. The Killing Joke deja de ser parte de la continuidad de DC, y poco después se lanza su adaptación animada. Está sospechoso).

Sin t¡tulo-25
La portada tendrá más sentido para todos una vez hayamos terminado de leer el cómic.

La participación de Eva, personaje que habita el reino de Morfeo, The Dreaming, me obligó a hacer un artículo sobre uno de los números de Sandman donde tiene mayor participación – por motivo del día de la mujer-, y hace parte del ciclo llamado Convergencias, en el que ella, los hermanos Caín y Abel, Matthew el Cuervo, y el pequeño (y futuro señor de los sueños) Daniel Hall, se reúnen en una fiesta improvisada donde se alegran la tarde contando historias. Todo esto y más en la historia titulada El Parlamento de los Grajos, por Neil Gaiman, Jill Thompson y Vince Locke.

Sin t¡tulo-26
Hipolyta Hall, de superheroína a ama de casa enclaustrada. Ha pasado por un cambio drástico gracias al realismo en los cómics.

Una vez que Hipolyta Hall ha contado un cuento a su hijo Daniel, el pequeño duerme la siesta de la tarde y se ve transportado a The Dreaming, donde se encuentra con Gregory la Gárgola, Matthew el cuervo, y por primera vez lejos de su cueva y con una apariencia atractiva, a Eva. Todos juntos van directo a la casa de Abel, personaje que custodia los Secretos, y que ya tiene algo de tiempo en DC, ya que ronda la editorial desde 1969 con su propio título House of Secrets, pero que junto con su hermano Caín fue rescatado por Alan Moore en una historia de Swamp Thing que contaba la versión de Len Wein y Bernie Wrighston. Amable como es, recibe a sus invitados en su casa y les ofrece viandas según el gusto de cada uno.

Sin t¡tulo-32
No coman mientras ven lo que Abel le trae a Matthew, por favor.

Pero como Caín vive justo al lado de donde se realiza la improvisada reunión, se inmiscuye en la casa de su hermano porque ve la posibilidad de que los tres puedan contar una historia a Daniel, que serviría de público para los tres. Así que junto con el pequeño hijo de la señora Hall, prepárense para tener una tarde que será de todo menos aburrida con tan emblemáticas personalidades de The Dreaming.

Sin t¡tulo-33
Cotilleo e historias harán la tarde corta aquí.

Caín comienza narrando un misterio sobre los grajos, aves como los cuervos capaces de imitar la voz humana y de comportamiento casi que criminal que de vez en cuando se reúnen en un campo abierto para escuchar lo que tiene que graznar un miembro de la bandada. Es un fenómeno que dura horas, y que al final sólo puede tener dos posibles conclusiones: o los grajos terminan emprendiendo el vuelo al final, o todos se abalanzan sobre el grajo que graznaba para matarlo a picotazos. Y como buen guardián de los misterios que es, Caín se guarda la razón de porqué estas aves se comportan así.

Sin t¡tulo-37
Seguro que al final no entendieron el chiste.

La siguiente en contar su historia, a regañadientes, es Eva, quien luego de insistir que no se sabe ningún cuento, acepta el ofrecimiento de Caín de participar con una historia sobre las esposas de Adán, tres en total. La primera habla sobre Lilith, quien era una con Adán como un gigante hermafrodita unido a él por la espalda y a los que Dios separó para que fueran dos individuos, pero que debido a su carácter dominante, ya que le gustaba yacer encima de Adán al tener sexo con él, fue desterrada del Edén, relacionándose con demonios y otros humanos para tener una gran descendencia.

Sin t¡tulo-38
Okay, demasiado Sandman por hoy.

Eva continúa su relato y menciona a una segunda esposa, creada por Dios de la Nada desde su esqueleto hasta los tejidos, pero que enseguida asqueó a Adán, por verla llena de fluidos y secreciones – algo que todavía me sigue asqueando tras 9 años de haberme leído esta historia- Y que fue destruida por Dios, porque es un Dios de amor, ya saben, o se le permitió dejar el jardín por su cuenta.

Sin t¡tulo-40
Para ser un tipo que anda en bolas todo el día, Adán es muy exigente.

La historia de Eva concluye con, obviamente, Eva, quien sale de una costilla a la que Dios dio forma humana y género femenino para ser compañera de Adán y cómplice para comer el fruto del árbol del conocimiento del bien y del mal, lo que provocaría que fueran expulsados del Edén, dejando una vez en evidencia ante el espectador la metáfora de la trinidad, las tres que son una, que representa Eva en Sandman, al igual que en su momento también hicieran las Musas y Hécate.

Sin t¡tulo-41
Como ven, el 3 es un número mágico en Sandman.

Finalmente ha llegado el turno de Abel, quien no puede dejar de tartamudear ante la insistencia de Caín para que aporte una historia a la reunión. Abel deja de lado los cuentos que su hermano le propone y se decide por una bonita versión infantil del cuento de cómo Sueño y Muerte los conocieron a los dos, y cómo terminaron en The Dreaming viviendo los dos – saltándose el hecho de que en la pre-crisis vivían en Kentucky- y que tiene mucho que ver con el relato bíblico de los dos primeros hijos de Adán y Eva, con cierto estilo caricaturesco que inspiró a Jill Thompson para hacer The Little Endless Storybook.

Sin t¡tulo-44
Morfeíto y Muertecita conocen a Caín y Abel. Qué mejor forma de narrarle el relato bíblico a un pequeñin.

A Eva y a Daniel pareció gustarle la historia de Abel, quien no tartamudeó una sola vez mientras la narraba. Pero a Caín, el eterno aguafiestas no le gustó ni un poco, y decide acabar con la fiesta al oír que su hermano está a punto de revelarle a Matthew el secreto del parlamento de los grajos. Pero una vez Eva, Matthew, Gregory  y Daniel dejan la casa, Abel decide gritarles desde la ventana el secreto de los grajos, que se reunían para oir una historia del orador de turno, y que al final reaccionan según si la historia les ha gustado.

Sin t¡tulo-47
Desafortunadamente, soplarles el secreto tendrá nefastas consecuencias para Abel.

Como suele suceder, Al final Abel paga cara su osadía al ser quemado por Caín con una vara caliente para remover las cenizas de la chimenea, misma que usa para matarlo a golpes, rematando con el hecho de arrastrar el cuerpo hasta la chimenea encendida.

Sin t¡tulo-48
Tranquilos lectores, que Abel no morirá. Se regenerará y volverá como el mismo bonachón de siempre.

Daniel retorna al mundo real, probablemente sin recordar ni la mitad de la tarde que pasó en The Dreaming, y justo para la hora de la papilla, que su mamá estará gustosa de darle. Mientras lo retira de la cama, Hipolyta encuentra una pluma negra de cuervo- o de grajo, creo yo- y no le presta mayor atención, dejándolo en el misterio.

Sin t¡tulo-49
La forma de Neil Gaiman de dejarnos con la incógnita de que si la tarde de Daniel en la Casa de los Secretos fue real o no.

Aparte de los arcos completos que Gaiman elaboraba en Sandman para hacer progresar la historia, El Parlamento de los Grajos es un ligero respiro de toda la tensión de la serie y las fuerzas cósmicas que colisionan en varios números para relajarse con una lectura ligera que sólo un número autoconclusivo puede proporcionar, sobretodo uno que contó con muchos elementos del antiguo testamento, revelando cosas que sólo se pueden encontrar en libros polvorientos y milenarios sobre cómo era el mundo cuando era joven.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA
Hay que agradecer a Alan Moore por regresar a estos dos del limbo, que son los mejores anfitriones de antologías que se han podido crear en la historia del cómic americano. Link.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s